Últimas noticias

A 10 años del scoring, la licencia de conducir por puntos aún es difícil de aplicar

Es el 1° de enero de 2009, cerca de las 2 de la madrugada. En Cabildo y Juramento, en un puesto de control de alcoholemia hacen parar a la conductora de un Renault Sandero. La mujer, de 48 años, sopla la pipeta. De regreso de los festejos por Año Nuevo, el test le da positivo: 0,61 gramo de alcohol por litro de sangre, cuando el límite permitido para los conductores de autos particulares es de 0,5. Así se convirtió en la primera persona en estrenar el scoring, el sistema que castiga las infracciones con quita de puntos del registro de conducir a los vecinos de la Ciudad.

Ya pasaron 10 años de esa madrugada. La conductora perdió 10 puntos de los 20 que se le otorgaron desde el primer día del sistema a todos los titulares de licencias de conducir porteñas. Cada falta grave, como exceder en más de 20 km/h la velocidad máxima o pasar un semáforo en rojo, implica la pérdida de puntos. Pero el descuento parcial queda sin efecto a los dos años de efectuado siempre que el conductor, durante ese lapso, no haya alcanzado los cero puntos. Quedarse sin puntos implica la pérdida del registro por 60 días o 180, si es la segunda vez. O por 2 o 5 años, si va reincidiendo. Para recuperar el registro y los puntos, además, hay que hacer un curso de seguridad vial.

Según datos de la Dirección General de Administración de Infracciones, desde 2010 a abril de 2019, 2.889 conductores han sido inhabilitados para conducir debido al descuento de puntos. Y 366.396 conductores perdieron 2.309.406 puntos de sus registros. ¿Son muchos, son pocos? ¿Representa al universo de vehículos que transitan por la Ciudad y de la cantidad de licencias radicadas en territorio porteño?

Según las cifras de diciembre de la Dirección General de Estadísticas y Censos de la Ciudad, el parque automotor de la Ciudad es de 1.539.809 unidades. Es el tercero en importancia por tamaño, después de los de Provincia y Córdoba. Y representa el 9,6% de las 16 millones de unidades activas en todo el país. Además de los autos porteños, se estima que ingresan 700.000 desde el Conurbano. Además, circulan unos 37 mil taxis y 10 mil colectivos.

Ahora sí, teniendo un panorama del número de vehículos que se mueven por las calles porteñas, se entiende que la cantidad de conductores que perdieron puntos o fueron inhabilitados a través del scoring es exiguo. Lo cierto es que este sistema tiene al menos dos piedras en el zapato: la primera, que sólo se aplica a las licencias porteñas. Es decir que no posee la perspectiva de lo metropolitano. La segunda tiene que ver con la aplicación, porque sólo se pueden descontar puntos cuando se identifica fehacientemente al conductor. Y para esto, las fotomultas no sirven, hay que detener al automovilista y constatar su identidad.

 

 

https://www.clarin.com/ciudades/10-anos-scoring-licencia-conducir-puntos-dificil-aplicar_0_j-lhlsljM.html

 

Scoring

Licencias

Dirección General de Administración de Infracciones

Ciudad Autónoma de Buenos Aires

Anuncios - Contenido 1

Detectra - Contenido
Tecplate - Contenido

Todas las noticias de vialidad en el territorio argentino en un solo lugar.

---
 
© 2018 SeguridadVial.com.ar. Todos los derechos reservados.